Reproducción de la araña y su ciclo de vida

Las arañas emiten un químicos muy potentes cuando están listas para aparearse. Los machos van en busca de las hembras para poder aparearse con ellas. Ellos son capaces de decir no sólo si la hembra está lista para aparearse, sino también si es de la misma especie por los productos químicos que emite.

Muchas veces se encuentran las hembras recién mudadas porque son débiles y no van a ser muy peligrosas para un macho que está tratando de aparearse con ellas. Algunas especies tienen que tener más cuidado con esto que otras. Elaboran un cortejo para evitar ser comidos antes que el apareamiento haya tenido éxito. A veces, la hembra mata al macho y otras veces no. Es difícil de entender cuál es el proceso para que la decisión sea tomada. Parte de estos rituales implican al macho vibrando en  la tela. Si son capaces de calmarla lo suficiente entonces será menos probable que ella se comporte agresivamente.

arañasAlgunas tipos de arañas también elaboran danzas o movimientos de cortejo. Las hembras a menudo no aceptan a los machos para el apareamiento y van a matarlos o a retirarse. Pueden ser muy agresivas durante este período de tiempo. No se entiende completamente por qué se niegan a aparearse con algunos machos, mientras que con otros si lo harán. El tamaño no parece ser el único factor que determinará con quién se apareará.

El ciclo de reproducción de la araña es muy diferente de lo que muchos esperan. El apareamiento no requiere que los espermas masculino y femenino y el huevo coincidan. Los espermatozoides se colocan en las redes y luego se transfieren a las hembras. Para algunas especies de arañas, el ritual termina con el macho siendo consumido por la hembra. No hay una comprensión real por qué esto es parte de su instinto natural de supervivencia. Sin embargo, este no es el caso de todas las especies de araña, en realidad, hay sólo un puñado de ellas que siguen este tipo de rituales y rutinas.

También hay especies de arañas en que las hembras mueren poco después de que ponen los huevos. Otras los llevan con ella y mueren cuando estos  empiezar a surgir. El círculo de la vida de las arañas puede ser muy complejo de entender.
Es por esto que a menudo es un mito que los jóvenes no son cuidados por sus madres, algunas especies de arañas se preocupan por sus crías y son muy buenas haciéndolo, lo que resulta interesante de observar. Sin embargo, no tenemos gran cantidad de información acerca de ese período de unión. Es más probable que sea para conocer sus necesidades, que para desarrollar relaciones sólidas con ellos.

Algunas especies pueden depositar hasta 3000 huevos en el saco. Los jóvenes permanecerán en el huevo hasta que estén listos para salir del cascarón. Cuando emergen son versiones en miniatura de la especie adulta. Sin embargo, la oportunidad de poder crecer y madurar es solo para una cantidad muy pequeña de ellos. Por eso un mecanismo de supervivencia es ofrecer muchos hijos a la vez.

El ciclo de vida de una araña en su hábitat es de 2 años. Esto se debe a los diferentes rituales de apareamiento. Sin embargo, en cautiverio pueden no ser capaces de aparearse. Esto puede ser una razón por la que son capaces de vivir muchos años más. El ciclo de vida puede ser muy diferente dependiendo de la especie. Por ejemplo, hay tarántulas en cautiverio que han sobrevivido por más de 20 años.